Pueblo recuperado de Búbal

Complejo Búbal Formigal 3000 - Inicio Qué hacer Pueblo recuperado de Búbal
Buscar alojamiento

Tipo Apartamento
Cantidad
Distribución 1

Pueblo recuperado de Búbal

No te olvides de visitar este pueblo recuperado a orillas del Embalse de Búbal, una escapada perfecta.

  •  pueblo recuperado de bubal pueblo recuperado de bubal pueblo recuperado de bubal

Información

Nuestro complejo tuvo su origen en la construcción del pantano de Búbal en los años 60, época en la que se construyeron cientos de embalses gracias al que cientos de municipios pudieron desarrollar su economía pero por el que algunos de ellos fueron avocados a la desaparición, así fu el caso de Búbal.

Este municipio se ubicaba a escasos 15 km de Biescas, en pleno Pirineo Aragonés y en la depresión del valle de Tena, a orillas del rio Gállego y por lo tanto en una ubicación inmejorable para la construcción del pantano. Estas fueron las causas por las que se eligió ese punto para la construcción del pantano y las causas que hicieron que el pueblo de Búbal fuera anegado por las aguas y sus habitantes tuvieran que abandonar el mismo.

Durante varios años decenas de operarios trabajaron en la construcción de la presa que fue inaugurada en 1971, momento en el cuál se comenzó a retener y embalsar el agua en un pantano con una capacidad total de 65 hm³, agua que anegó cerca de 200 hectáreas que casi todas ellas estaban dedicadas a la agricultura pero en dónde también se encontraba el pueblo de Búbal, municipio que durante más de 10 años permaneció oculto bajo las aguas pero que años más tarde comenzó a resurgir.

Pese a que prácticamente la totalidad de municipio fue anegado y así sigue, la parte más alta del mismo nunca llegó a anegarse pero cuyos propietarios también emigraron a otro lugar pues además de anegar gran parte del pueblo, se anegaron su propiedades (campos) por lo que al no tener ningún medio de vida, tuvieron que irse en busca de nuevas oportunidades.

El poder tener parte del pueblo todavía descubierta y a orillas del pantano, hizo posible que en los 80, concretamente en 1984, el Programa de Recuperación de Pueblos Abandonados  en el que participan el Gobierno de Aragón, el Ministerio de Educación y Ciencia, el Ministerio de Medio Ambiente y el Ministerio de Vivienda comenzó un plan de recuperación del pueblo.

Desde entonces cada verano son cientos los niños y colegios que se acercan hasta Búbal en sus campamentos de verano para recuperar los edificios y las calles de la localidad lo que tras varias décadas de un gran trabajo a día de hoy se puede disfrutar de un entorno ideal gracias a su recuperación, que incluye incluso su iglesia parroquial de San Martín, que data del siglo XVIII.

Por su peculiar historia y por la arquitectura de la zona, recomendamos a todos los visitantes acercarse hasta el pueblo recuperado de Búbal y dejar sentir su historia.